Tuesday, October 21, 2008

Reseña: Stranded, I've Come From a Plane That Crashed in the Mountains

¿Cómo contar una historia de manera exitosa, que se ha explotado en múltiples ocasiones en el cine y la televisión, sin muy buenos resultados? Sin duda, ese fue uno de los retos a los que se enfrentó el cineasta uruguayo afincado en Francia, Gonzalo Arijón con la realización de su documental Stranded: I've Come From a Plane That Crashed in the Mountains. Pero al igual que Man on Wire, uno de los mejores filmes de este año, rescata una hazaña que hizo titulares hace más de 35 años y decide centrarse en la reflexión de los sobrevivientes sobre lo acontecido para ofrecer un relato emotivo y sincero. Ambos filmes se estrenaron en el Festival de Sundance, con excelentes críticas y distribución garantizada en Estados Unidos.

La historia es bastante conocida por muchos: existe un best seller, la cinta Alive (Frank Marshall, 1993) y quien no puede olvidar el churro mexicano de René Cardona, Los Supervivientes de los Andes (una muestra se puede ver por aquí). En 1972 un equipo de rugby de Montevideo, se dirigía en un avión de las fuerzas armadas hacía Chile para un partido amistoso. Entre la tribulación había familiares y amigos de los chicos, un total de 45 personas. Un día más tarde la aeronave se estrellaría en la Cordillera de los Andes, un terrible accidente del que sobrevivieron 16 jóvenes, gracias a la carne que comieron de los cuerpos sin vida de los que perecieron. Fueron 72 días, más de dos meses, que estuvieron en lo alto de la montaña y con temperaturas de más de 30 grados bajo cero, hasta que fueron rescatados. Una de las historias de sobrevivencia más impactantes que se conozcan.

Con una línea tradicional de testimonios a cuadro, la reconstrucción de algunos hechos y la presentación de material fotográfico y de video [difundido anteriormente], Arijon logra mantener la intensidad y realismo del relato, en eso radica su fuerza. A pesar que todos sabemos el desenlance, parte de su atractivo viene de la recreación que se hace con los actores. Desde su partida hasta sus momentos más difíciles, casi todo ocurre de manera silenciosa y con la excelente fotografía de Cesar Charlone, nominado al Oscar por su conocido trabajo en Ciudad de Dios y su crédito ahora se le puede ver en Blindness.

En ningún momento Stranded... se convierte en un show tipo ¿y dónde están ahora? y tampoco se concentra en la cuestión canibalista, ni lo sensacionaliza. Se habla de una especie de comunión 'religiosa' a la hora de tomar esa decisión para sobrevivir. Hay que recordar que ellos estudiaban en un colegio católico y parece que mucho del debate, se basaba en sus creencias. Creemos que por respeto a quienes fallecieron, no se habla mucho de esta cuestión, dejando algunas cuestiones al aire. Y si bien muchos pensarían que la visita al lugar donde cayó el avión con los familiares y el rencuentro de los sobrevivientes con el campesino chileno que dio aviso a las autoridades, podría tonarse cursi, el cineasta uruguayo logra un balance armonioso que no llega a esos territorios. No sabemos si esta sea la última vez que se escuchemos del 'milagro de los Andes' en el cine, pero lo que si esperamos es volver a saber de esta interesante mancuerna uruguaya Arijón-Charlone.
Se exhibe en el Film Forum desde mañana y por dos semanas. El director Gonzalo Arijón y Fito Strauch, uno de los sobrevivientes, estarán presentes en la función de las 6:40 pm, mañana, jueves y viernes.

Labels: , , ,